Etiquetas: , , , , ,

Consejos para emprender un negocio de éxito

Antes de comenzar a detallar cada uno de los Pasos para desarrollar un negocio de éxito, he decidido redactar este artículo. Lo tenía en mente hace bastante tiempo, pero ayer hablé con una joven emprendedora y eso me hizo ver que ya es el momento. He hablado sobre 3 situaciones que pueden ser motivos para iniciar un nuevo negocio, pero no de otras preguntas que se hace el futuro empresario, ni de acciones o pasos a tener en cuenta para plantear un negocio en serio, sea cual sea la motivación inicial. Además, un negocio se crea con el propósito de que sea beneficioso, que ganes dinero. Si no, tendrías una ONG, no un negocio.

El siguiente artículo, hablando de Segmentación de Mercado, está casi listo y no tardaré en publicarlo. Disculpa este pequeño retraso (aquí artículo sobre porqué segmentar tu mercado y la segunda parte tratando sobre cómo segmentar tu mercado).

¿Cómo puedes iniciar un negocio asegurando sus posibilidades de éxito en lo posible? Por supuesto, harás algo que te apasione, o de lo contrario la empresa tendrá un recorrido muy corto, pero deberás tener en cuenta otros factores para reducir el riesgo de fracaso en lo posible.

Razones y pasos para emprender

10 consejos o pasos para iniciar un nuevo proyecto de empresa

Tu razón para emprender

Como te decía antes, si inicias tu negocio con la sola idea de hacer dinero, ante el primer obstáculo te podrás rendir. Tu motivación  debe ser otra, y te he citado 3 ejemplos que los engloban: Tienes una nueva tecnología, crees que mejorará alguna situación actual, y deseas desarrollarla; tienes una nueva idea para crear un negocio, diferente a lo existente, y también confías en poder llevarla a cabo; Tienes pasión por comenzar un nuevo negocio, que puedas dirigir hacia el éxito, y trabajas para buscar la idea que lo hará posible. En todas estas opciones están agrupados muchos de los motivos particulares que te encontrarás.

Hazte una lista de razones que te impulsan a iniciar tu aventura empresarial. Unas cuantas, y que no sean el ganar dinero (si lo haces bien, eso también llegará), por las que te vas a embarcar en este proceso, y asumir todos los riesgos que vienen con él. Una vez las tengas, y las asumas, te será más fácil seguir adelante cuando las cosas no vayan como desearías.

Para empezar, simplifica

No se si has oído hablar del Producto Mínimo Viable (PMV), pero yo voy a ir más allá cuando comience a desarrollarte los 24 pasos que marca la Disciplina de Emprender. El desarrollo de tu PMV  va a centrarte solo en aquello que hace que tu producto sea tu producto, y no el de un competidor, y además, buscarás que te dé los beneficios necesarios. Las ideas perfectas no existen, y como verás yo te voy a animar siempre a no parar de avanzar mientras aprendes, creas tu Modelo de Negocio y sigues aprendiendo y modificando ese Modelo. Así hasta tenerlo definido en el futuro.

Fíjate en el ejemplo de Apple. ¿Tu crees que el primer modelo de IPhone era perfecto? ¿Crees que ellos mismos lo pensaban? Sabían que no, pero eso no les frenó. Sacaron un producto diferente, que cubría el mínimo de necesidades de su nicho de mercado (compradores que buscaban algo totalmente diferente a lo existente, y que lo pudiesen pagar), que es lo que podríamos llamar un Producto Mínimo Viable, y luego lo mejoraron con el IPhone 2, 3, 4, etc…

Sólo será negocio si es rentable

Negocio rentable¿Recuerdas la burbuja de las “punto com” del año 2000, más o menos? ¿Recuerdas dónde están algunas de esas compañías que parecía que dominarían el mundo? Muchas empresas, como Terra se jactaba de tener muchos usuarios, pero no facturaba. Muchos crearon grandes empresas que daban muchos servicios gratuitos, gastando ingentes cantidades de dinero de sus inversores, con la esperanza de encontrar su modelo de negocio en el futuro. Por cierto, la Terra actual, sucesora de la de entonces, no es la misma, y ni siquiera es la sombra de lo que un día aparentó.

Aunque eran empresas constituidas, con grandes inversiones detrás, realmente eran proyectos de negocio sin definir. Debes aprender de esos errores, y definir un buen Modelo de Negocio sostenible en el tiempo, que responda las preguntas que te has hecho en el apartado ‘Acción’ de la entrada preguntas y respuestas para el emprendedor. Y con sostenible en el tiempo quiero decir que te haga ganar dinero.

Planifica y documenta cada paso

Necesitas organizar todas las ideas de tu negocio. Eso es lo que muchos (incluido los bancos) llaman Plan de Negocio. Yo lo prefiero llamar Proyecto de Empresa. Debes dejar claro, de forma comprensible por alguien ajeno al proyecto, cómo funcionará tu empresa, cómo desarrollarás tu producto, las necesidades que tiene, cómo cubrirás los costes de fabricación, puesta en marcha y distribución, que infraestructuras necesitarás, y todo lo necesario. No quieras adornarlo con más páginas de las necesarias. Sólo la información justa para que aquella persona que necesite leerlo (una entidad financiera o un posible socio, por ejemplo), lo pueda entender de forma sencilla.

Este Proyecto o Plan será documento más importante de tu negocio. No te dejes nada sin analizar, pero ten en cuenta que es un documento vivo. Crecerá y le darás forma según aprendas de tu negocio y del mercado, y no será el mismo ahora que el que tendrás dentro de un año. Por eso, como te he dicho varias veces, te animo a comenzar sin distracción, pero ¡no lo eternices! ¡todavía te queda mucho más trabajo!

Tu equipo de trabajo (al crear negocios, 1+1=3 o más)

Si te fijas una meta demasiado baja, nunca conseguirás nada importante. Aunque muchos de los conceptos que trato también son útiles para una empresa ya constituida que desea lanzar un nuevo producto al mercado, o cambiar algunos de sus procesos internos, e incluso para el pequeño empresario de negocios más locales, este blog está dedicado al emprendimiento ambicioso, con posibilidades de crecimiento exponencial, que requiere de una metodología y de la disciplina para seguirla.

Tú sabes lo que has analizado, pero no puedes saber de todo. Y no podrás dar el 100% en todas las áreas del negocio que puedas abarcar, ya que eres solo una persona. Si el proyecto es ambicioso, busca de personas comprometidas y ambiciosas también, y cada una especialista en diferentes áreas que te puedan complementar. Si te rodeas de personas con mayores conocimientos que tu en algo, amplías las posibilidades de éxito del negocio, y aprenderás. Deben ser personas con actitud positiva (pero recuerda. positividad basada en la seguridad de conocer los datos), que den fuerzas al negocio, y ánimo a los otros promotores. Esto permitirá abarcar mejor el conjunto del negocio, y maximizar las posibilidades de éxito.

Finanzas adecuadas

¿Tienes los recursos suficientes? ¿Puedes conseguirlos?

Como ves, al estudiar tu negocio también analizarás sus necesidades. Hazte un plan económico para empezar con el negocio y analiza las opciones que tienes para cubrir esos costes. Ten en cuenta que necesitarás dinero antes de empezar a tener ingresos, por ejemplo, para cubrir los estudios de mercado, la creación de marca, diseño y producción, si necesitas alquilar y adecuar algún local, vehículos, personal a contratar, servicios de terceros, etc.

Una vez conoces lo que necesitarás, contacta con un economista que te ayude a buscar las mejores fórmulas. No olvides el paso anterior, el de simplificar tu negocio. Por ejemplo:

Imagina que vas a crear una empresa de envío de paquetería. Lo que tu cliente valora, tu Producto Mínimo Viable, es que el paquete llegue a tiempo, en condiciones y lo más barato posible. Si tienes pocos recursos, puedes prescindir al principio del rotulado del vehículo, que aunque es conveniente, eso no entra dentro de ese PMV. Incluso puedes prescindir de comprar el vehículo, y optar por un alquiler o renting.

Como te he dicho, si necesitas ayuda, contacta con un profesional economista. Te ahorrará mucho dinero. Si me lees desde España, te puedo poner en contacto con profesionales de ese tipo, que te podrán ayudar. Eso sí, evita el “sobre endeudamiento”. Minimiza gastos al máximo, y si te hace falta financiación, debes analizar la operación teniendo en consideración tu plan de previsión de ingresos: ¿Cuándo comenzarás a vender?, ¿cuanto ingresarás?, ¿qué margen quedará?, ¿será suficiente?, etc…

Recuerda que con un buen planteamiento, ese proyecto de negocios que estás desarrollando tendrá más posibilidades de obtener financiación tanto de bancos, de organismos públicos, e incluso de inversores privados (las 3 efes: Family, Friends and Fools).

Comienza tu negogio

¡COMIENZA TU NEGOCIO!

Ya tienes todo analizado: tienes la idea de negocio, has creado un proyecto o plan, tienes un equipo promotor completo y compenetrado con el que empezar, dispones de los recursos financieros que harán falta. Y ahora, ¿qué?

¡Empieza! Te lo digo en otras palabras: go, inizia, fängt, começa, 开始 (me fiaré de Google Translator, jejeje)

Es el momento de comenzar, y contrastarlo todo con la cruda realidad. Tienes todo planificado, y es hora de ser positivo. Ahora sí, que ya has hecho tus deberes. Comienza por lo simple, pero empieza. Y valida cada hipótesis que hayas hecho. Si algo compruebas que no funciona como esperabas, es el momento de mejorar, antes de haber gastado muchos recursos. Recuerda la idea que impulsó el negocio, pero debes saber que, casi con toda seguridad, el negocio no será como la idea inicial y la irás adaptando con el tiempo.

Se disciplinado, y sigue el método que te voy proponiendo, pero adaptado a las necesidades de tu negocio. Vigila todo con especial cuidado ahora que estás comenzando, sobre todo la legalidad vigente en las zonas dónde vayas a prestar servicios o vender productos. No quieres que, cuando ya has gastado muchos recursos, algo te paralice tu proyecto: un desconocimiento de la ley, un contrato mal redactado, etc. También te puedo proporcionar asesoramiento legal, e incluso un abogado especialista para tu proyecto. Dime si puedo ayudarte.

¡EMPUJA TU NEGOCIO!

Ahora necesitas que tu posible cliente conozca tu oferta. Yo voy a alejarme de lo que en estos casos se suele decir, como “que todo el mundo conozca tu producto y empresa”. Te dicen “crea flyers, publicidad en prensa, radio y televisión, etc. Todo es válido”. Pero, espera… ¿de verdad te hace falta que todo el mundo conozca tu producto o empresa? Yo, personalmente, creo que no. Es preferible que conozca tus productos o servicios aquellos clientes que forman parte de tu nicho de mercado. El resto del mundo te da igual.

Sale mucho más barato centrarte en un sector bien seleccionado que intentar llegar a todos.

Mi consejo es que respondas a estas sencillas preguntas:

Conoce a tu cliente
  • ¿Quién es tu cliente?
  • ¿Cómo se informa tu posible cliente?
  • ¿Qué busca en tu producto o servicio?
  • ¿Qué palabras debes decirle para que te preste atención?

Te iré mencionando, más adelante, formas de obtener información. Uso una metodología que me funciona bien para esta labor, y que te explicaré en su momento, pero habla conmigo si te puedo ayudar a agilizarlo todo.

Estás empezando con el negocio, con recursos limitados. Busca quien necesita tu producto, cómo y dónde se informa, y estudia lo que necesitas para llegar exactamente allí dónde sabes que está tu posible cliente. Céntrate en él y sus necesidades, y dile exactamente lo que necesita oír para prestar atención a tu propuesta. Parece difícil, pero simplificando, no lo es. ¿Cómo se acaba una maratón? Dando el primer paso, y luego el segundo, y el tercero. Y así, hasta el último. En tu negocio, es lo mismo. Vas a hacerlo poco a poco, paso a paso, y para eso no necesitas invertir mucho ahora:

  1. Escoge unos pocos posibles clientes a los que hacerles una visita. Haz, si puede ser de forma personal, 3 ó 4. Si necesitas algún apoyo gráfico que dejar en forma de presentación o flyer, prepáralo tu mismo previamente (toma una plantilla gratuita de internet, y adáptala) o pide ayuda a algún conocido con experiencia en diseño que no te cobre mucho o incluso te lo haga como favor personal. Si lo necesitas, te puedo orientar, incluso facilitar nuestro propio Departamento especializado en eso.
  2. Usa esas experiencias para mejorar tu discurso comercial e ir modificando ese apoyo gráfico que te has creado.
  3. Visita a 3 ó 4 más. Vuelve al paso 2.
  4. Así hasta que estés seguro que has encontrado tu Modelo Comercial.

También puede ser muy útil crearte una página web. Usa la misma lógica. Simplifica. Desde un departamento en mi empresa te podemos ayudar, de la forma más económica posible, y adaptado a tus necesidades. Ese departamento concreto lo dirijo yo mismo, porque “no hacemos páginas web”. Lo que ofrecemos es una estrategia online, que incluye una web como resultado de la misma. Crearemos la estrategia general, estudiaremos las necesidades y, en su caso, haremos un diseño inicial y trabajaremos en la estrategia SEO para conseguir el mejor posicionamiento. Continuamente ajustamos el contenido del sitio para adaptarlo a lo que vamos aprendiendo. También estudiaremos las posibilidades de publicidad en AdWords, Facebook, Twitter y otros medios. Es un trabajo continuo. Habla conmigo si quieres que te lo detalle y estudiemos tus necesidades.

El mejor en tu negocio

Hazte el mejor en tu negocio. Diferéncialo de tus competidores

A medida que vayas trabajando, irás aprendiendo más y más. El propósito es tener mejor oferta que las de tus competidores, bien sea porque cumple mejor su propósito, es más simple, más fácil de usar y entender, o cualquier otro motivo. Ya has visto en el punto anterior que uno de los trucos es ir poco a poco, y revisando cada cosa que vas aprendiendo para integrarla en tu oferta. Lo mismo pasa con la relación con los clientes, con los proveedores, o en la ejecución de tus procesos internos, ya sea en producción, administración o cualquier tema. Todo lo que te haga más eficiente, mejorar tu oferta y abarata tus costes. Eso te hará más competitivo.

Estudia a tus competidores. Copia y mejora lo que ellos hagan mejor que tu, pero sin olvidar ceñirte a tu PMV, e ir poco a poco. Asiste a ferias y eventos, dónde adquirirás nuevas capacitaciones y conocerás posibles clientes, proveedores, etc. Todo ello también te hará mejorar, y eso mejorará tu oferta competitiva.

¿Y ahora qué? Define tu estrategia de crecimiento

Muchos negocios se quedan estancados en un pequeño trozo del mercado del que tienen disponible. Otros se quedan en lo que se conoce como autoempleo: generan trabajo y beneficios para el dueño y poca gente más. Incluso les pasa también a empresas un poco más grandes, especializadas en una producto o servicio concreto, y cuanto el mercado cambia (y lo hace continuamente), pueden verse en serios problemas para subsistir.

Estrategia de crecimientoEl tipo de público al que dirijo la serie de artículos “Pasos para desarrollar un negocio de éxito” no es conformista, y siempre está buscando mejorar y hacer crecer su negocio. Es importante tener una estrategia bien definida para poder continuar. Para tener éxito en los negocios, crecer no es una opción, es un requisito fundamental. Recuerda que tu ambición es ser el mejor o tener la mejor propuesta para un nicho de mercado bien seleccionado. ¿Cómo crecerá tu negocio? ¿Cuál será el modelo de expansión (nuevos locales propios, franquicias, etc.)? ¿Cómo ampliarás tu producto? ¿Y tu zona geográfica de influencia? ¿Seguirá siendo sostenible el negocio cuando crezca? ¿Podrá crecer por si mismo? ¿O necesitarás apoyo por parte de inversores u otras opciones financieras para crecer? Y un largo etcétera. Debes valorar todo esto, e incluir esta estrategia de crecimiento en tu Plan de Negocio.

Ya, por último, perdona por el largo texto, pero creo que sirve muy bien de resumen de lo que voy a estar desarrollando en este blog, especializado en el emprendimiento y la concepción, puesta en marcha y desarrollo de negocios, basados en productos innovadores, ya sea en empresas nuevas, o para la creación y lanzamiento de nuevos productos, e incluso el cambio de procesos en compañías existentes.

Nota (27/08/2016): Me anota Nabil M. Kosaibati en twitter que “Un negocio necesita seguimiento”. Por supuesto que sí. Todo este blog está centrado en la metodología Lean Startup y los 24 pasos del emprendedor disciplinado, que requiere “hacer hipótesis, testar, medir el resultado e incorporar o replantear la hipótesis validada“. Una compañía se forma con una visión y una misión. La visión es “a futuro”, un “¿dónde quieres llegar?”, y la misión es “el presente”. La forma en que lo harás, desde hoy en adelante. Esto requiere medir y validar, conocer tu entorno, conocer a tus clientes, las repercusiones de tus acciones, etc. Todo esto es medible (con mayor o menor dificultad), y entra dentro de ese seguimiento que menciona, acertadamente, el amigo Nabil, al que agradezco su aportación desde aquí.

Eso sí, ten en cuenta que estás creando un negocio, y el propósito de cualquier negocio es el de ganar dinero. Por esa razón tratarás de conseguir tus primeros clientes cuanto antes. Así conseguirás apoyo económico y ánimos, pero lo más importante al inicio es que aprenderás sobre sus necesidades y cómo solventarlas, lo que te ayudará para crear el producto o prestar el servicio que mejor se adapte a tu mercado.

Debes ser muy cuidadoso con tus gastos, y acometer solo los imprescindibles cuando de verdad sean necesarios. Piensa, ¿de verdad precisas diseñar y fabricar el mejor producto antes de salir a vender?, ¿necesitas la mejor web antes de conocer tu mercado y tener feedback?, ¿gastarás en publicidad, por ejemplo radio o televisión, o incluso buzoneo de publicidad impresa, cuando aún no sabes si tu cliente se mantiene informado por esos medios?…

No olvides contrastar la forma jurídica que tomará tu empresa. Consulta con un profesional sobre el tema, porque de ello dependerán muchas cosas, como el coste y complicación de su gestión, el reparto de participaciones entre socios, los impuestos y tasas a los que se enfrentará la compañía, etc.

Si te gustan el BLOG o la recopilación de noticias, compártelo. Y si deseas estar informado puntualmente cuando redactemos un nuevo artículo o nos hagamos eco de una noticia interesante no olvides suscribirte a nuestro newsletter relacionado con el Desarrollo y Marketing de Productos. También puedes sugerir cualquier tema relacionado con el Desarrollo de Negocios, el Marketing de Productos, Ventas, Finanzas, etc. en tu comentario, o enviando un mensaje en el formulario de contacto.
La serie de artículos 'Pasos para desarrollar un negocio de éxito' está basada en la metodología del libro La Disciplina de Emprender, 24 pasos para lanzar una startup exitosa, de Bill Aulet.